Bomberos forestales del GEACAM apagando un incendio. ARCHIVO

TOLEDO.- El Diario Oficial de Castilla-La Mancha (DOCM) ha publicado este viernes una resolución del Gobierno regional por la que se prohíbe la utilización de maquinaria y equipos en el medio natural los días 11 y 12 de julio en las horas centrales del día, entre las 12:00 y las 20:00 horas, ante la alerta naranja por altas temperaturas en la región.

Esta resolución de la Dirección General del Medio Natural y Biodiversidad, que ha entrado en vigor este viernes, mismo día de su publicación, limita el uso de este tipo de maquinaria temporalmente por el riesgo de incendios en el medio natural, algo que ya adelataba ayer Infocam el Plan Infocam a través de su cuenta de Twitter para dar conocimiento a las principales organizaciones profesionales agrarias.

Publicidad

De esta manera, se prohíbe la utilización de cualquier maquinaria y equipo cuyo funcionamiento genere deflagración, chispas o descargas eléctricas, incluidos tractores y cosechadoras, con la única excepción de la maquinaria o equipos empleados en la prevención y extinción de incendios.

Esta orden ha sido publicada dada la previsión de la situación meteorológica excepcional para los días 11 y 12 de julio, ante la alerta naranja por altas temperaturas en Castilla-La Mancha para los próximos días, ya que se prevé que las máximas puedan alcanzar hasta los 43 grados en la región.

En concreto, este sábado 10 de julio, la alerta será naranja en Ciudad Real y Toledo, donde se espera que los termómetros alcancen los 41 y 40 grados, respectivamente, mientras que en el resto de Castilla-La Mancha el nivel de alerta será amarillo, con máximas de hasta 38 grados en Albacete, 37 en Cuenca y 34 en Guadalajara.

Según las previsiones de la Aemet, el domingo 11 de julio será la jornada más calurosa y se activará la alerta naranja en toda la comunidad autónoma, ante la posibilidad de que el mercurio alcance los 43 grados en Toledo, 42 en Ciudad Real, 40 grados en Cuenca y Guadalajara y 39 en Albacete.

LIMITACIONES HABITUALES

El viceconsejero de Medio Ambiente, Fernando Marchán, ha explicado que esta medida va destinada a reducir la posibilidad de que se produzca un incendio forestal en las horas centrales del día y ante unas particularidades meteorológicas muy complicadas como son temperaturas de cerca de 40 grados y rachas de viento muy fuertes durante estas jornadas, ha informado en una nota de prensa la Consejería de Desarrollo Sostenible.

Marchán ha hecho hincapié en que la limitación de la utilización de maquinaria y equipos en el medio natural se ha adoptado para minimizar en la medida de lo posible la propagación de un incendio forestal ante unas condiciones muy propicias para el fuego y por la propia seguridad de los trabajadores del sector agrario.

En este sentido, ha agradecido "el compromiso del sector agrario y su colaboración para la protección del medio natural, así como su encomiable labor en las zonas rurales", y ha indicado que este tipo de limitaciones son habituales en todo el país cuando la situación meteorológica es excepcional, como en Madrid y en Castilla y León.

También ha recordado que los meses de julio y agosto son el periodo de máximo riesgo de incendio forestal en la región, por lo que ha resaltado que "se deben extremar las precauciones en el medio natural, tanto en las labores agrícolas como en cualquier otra actividad que se vaya a desarrollar en el monte o en el campo, especialmente desde este sábado".

Además, ha apuntado que en el caso de que se vea cualquier negligencia o se aprecie riesgo de incendio, se debe avisar al servicio de emergencias 112.