Lona instalada en el balcón del edificio consistorial a favor del Orgullo LGTBI. Foto: Ayto. Guadalajara

GUADALAJARA.-  La extrema derecha vuelve a poner en cuestión la defensa institucional de los derechos LGTBI. El portavoz de Vox en Guadalajara, Antonio de Miguel, ha pedido en plena semana del Orgullo la retirada con carácter inmediato de una pancarta a favor del colectivo instalada en la fachada principal del Ayuntamiento, además de una bandera arcoíris colgada bajo la ventana del despacho del Grupo Municipal Socialista.

Símbolos que se vienen desplegando de forma habitual en el edificio consistorial desde que socialista Alberto Rojo llegase a la Alcaldía de la mano de Ciudadanos, y que solo han causado la ira de los sectores más recalcitrantes de la sociedad.

Publicidad

Ya en el 2019, el líder guadalajareño de Vox se estrenó en el Pleno municipal rogando al Ayuntamiento que no convirtiera su balcón en un "escaparate del lobby de género" que, desde su punto de vista, "busca la promoción de una ideología relativista moral y cargarse el orden natural". Todo ello a la vez que aseguraba no tener ningún problema con la "esencia real del colectivo".

Al año siguiente, el Ayuntamiento colgó por primera vez la lona que se ha instalado de nuevo esta semana, que reza el lema "con orgullo de nuestra diversidad". Entonces, además de Antonio De Miguel, la asociación de Abogados Cristianos pidió la retirada de una bandera inexistente –es una pancarta que no vulnera la ley- aludiendo a la sentencia del Tribunal Supremo que prohíbe el izado de banderas no oficiales en edificios públicos.

De nuevo, el concejal ha emprendido su cruzada personal contra el reconocimiento institucional hacia la comunidad LGTBI, incluso desde la radio de Federico Jiménez Losantos. Esta vez, De Miguel se ha dirigido al socio minoritario del Gobierno local, Ciudadanos, para exigirle que no permita la promoción "escandalosa" de la "ideología de la izquierda".

Para el edil de Vox, los símbolos de los gais, lesbianas, bisexuales y transexuales "vulneran la ley, así como los principios y valores de muchos guadalajareños", por lo que ha exigido que los edificios institucionales "estén libres de ideología y partidismo".

"DEFENDEMOS LOS DERECHOS HUMANOS"

Desde el PSOE de Guadalajara no han tardado en responder a las declaraciones del portavoz local de Vox. A través de un mensaje publicado en las redes, los socialistas han defendido que "ninguna administración debe ser neutral a la hora de defender los derechos humanos".

El partido de Alberto Rojo han condenado "la intolerancia y LGTBI-fobia" de Vox, a los que ha animado a rectificar y sumarse al Día del Orgullo. "Os dejamos una bandera", han bromeado los socialdemócratas.

Por su parte, el grupo municipal ‘AIKE’ ha mostrado su apoyo al uso de los símbolos LGBTI en los edificios y en las redes oficiales del Ayuntamiento, afirmando que "Guadalajara es mucho más de lo que a unos pocos les molesta".

El Ayuntamiento ha hecho caso omiso a las peticiones de la extrema derecha, manteniendo la pancarta en el balcón situado frente a la plaza de Santo Domingo. Además, siguen programados los actos y actividades durante toda la semana con motivo del Día Internacional del Orgullo LGTBI.