El PSOE provincial arropaba este jueves a Ángel de Bodas y su equipo tras la moción de censura.

TOLEDO.- El guion se cumplía según lo previsto y este jueves un exconcejal de Izquierda Unida entregaba el gobierno municipal de Aldeanueva de San Bartolomé a Vox, acabando con los más de veinte años de mandato ininterrumpido del socialista Ángel de Bodas, al que una moción de censura que tildan de "engaño" arrebataba el bastón de mando.

Un giro de 360 grados en esta pequeña localidad de la comarca de La Jara toledana, también conocida como Aldeanovita, en la que desde las primeras elecciones municipales, salvo con el paréntesis de la legislatura 1999-2003, siempre había gobernado el PSOE. Un feudo socialista que ahora ha pasado a manos del partido de Santiago Abascal, gracias al apoyo de un exconcejal de IU, Carlos Gustavo Delgado López, que comenzó la legislatura integrándose en el equipo de gobierno de Bodas y que tras unos meses decidía sumarse a la moción de censura impulsada por Vox.

Desde el PSOE de Toledo han defendido la "impecable" gestión llevada a cabo por Ángel de Bodas durante sus veinte años ininterrumpidos de mandato, los cuales demuestran que la moción de censura presentada por Vox y apoyada por el exconcejal de IU, "carece de sentido" y no es más que "un engaño para los vecinos" de Aldeanovita.

Así, defienden los avances conseguidos por De Bodas durante sus más de cinco legislaturas al frente del consistorio, como la ejecución del centro sociocultural 'El Granero'; la puesta en marcha de la sala polivalente; la finalización y puesta en funcionamiento de la residencia de mayores, o la reapertura del colegio, tras los recortes sufridos durante el gobierno del PP, con María Dolores de Cospedal al frente.

El socialista considera que Delgado "ha traicionado" a quienes confiaron en él cuando se presentó a las elecciones por IU -obtuvo 34 votos que le dieron el acta de concejal-, y "cuando ha tenido la ocasión se ha pasado al grupo mixto para apoyar a Vox", convirtiendo así en alcalde a Ángel Farao.

El ya exalcalde de Aldeanueva de San Bartolomé asegura que seguirá luchado por sus vecinos y vecinas desde la oposición, porque "mejorar la vida de los aledanovitanos, como he hecho durante estos veinte años, es lo que me mueve para seguir en el ayuntamiento".

De esta forma, con los tres votos a favor de los ediles de Vox y el del concejal no adscrito, se consumaba la moción de censura, ante la que el alcalde saliente, Ángel de Bodas, ha recibido el apoyo de los socialistas de la provincia de Toledo.

Así, el secretario general del PSOE toledano, Álvaro Gutiérrez, señalaba que esta moción es algo "disparatado", que "no tiene ningún tipo de sentido", y aseguraba que "obedece más a interese personales del concejal que se presentó por Izquierda Unida".

Del mismo modo afirmaba que ni De Bodas ni los ediles socialistas "se merecen que les desplacen del gobierno de esta manera".

En nombre de la agrupación provincial, Gutiérrez defendía asimismo la gestión de Ángel de Bodas al frente del ayuntamiento, subrayando que ha sido "un buen alcalde", tal y como lo ha refrendado el pueblo "unas elecciones tras otras". Cabe recordar que en los comicios del pasado 28 de mayo, la candidatura liderada por De Bodas volvió a ser la más votada en la localidad, obteniendo 126 votos, frente a los 120 que obtuvo Vox, lo que hizo que consiguiera encadenar la sexta legislatura al frente del consistorio.

Y es que, subrayan desde el PSOE, el regidor socialista "nunca ha perdido unos comicios y siempre ha sido el candidato más votado por sus vecinos y vecinas".

Por su parte David Gómez Arroyo, también miembro de la Ejecutiva Provincial del PSOE de Toledo, señalaba que la moción de censura que salía adelante con el voto del exedil de IU, que formaba parte del equipo de gobierno municipal en coalición con el PSOE, supone "un engaño a los vecinos y vecinas" de la localidad.

En este sentido apuntaba cómo esta ha sido la única manera de la ultraderecha para llegar a la alcaldía de esta localidad de la comarca de La Jara, "introduciendo un candidato falso que ha engañado a los votantes de izquierdas de Aldeanovita". Incluido al propio alcalde del PSOE, "que integró a Delgado López en el equipo de gobierno con total lealtad y respeto a lo que habían acordado y a quien, incluso, delegó las áreas de gobierno que le pidió".

Esto demuestra, según Gómez Arroyo, que "Vox no tiene ningún respeto por la democracia ni por la ciudadanía y que su único objetivo es gobernar a cualquier precio para imponer su hoja de ruta negacionista y de ultraderecha".

Del mismo modo, trasladaba todo su apoyo a Ángel de Bodas y al resto de concejales del PSOE, subrayando que en los veinte años al frente del consistorio "ha sido un gran alcalde, que se ha desvivido por su pueblo y que deja un ayuntamiento saneado económicamente y con unas infraestructuras de primera".