Pablo Bellido, secretario general del PSOE de Guadalajara.

GUADALAJARA.- El secretario general del PSOE de Guadalajara, Pablo Bellido, se ha referido hoy al regreso a la Audiencia Nacional, esta próxima semana, de María Dolores de Cospedal, la ex secretaria general del PP regional y expresidenta de la región, y ha señalado que "está pasando más por los juzgados de lo que pasaba por las Cortes de Castilla-La Mancha".

Llamada a declarar en la investigación sobre supuestas presiones al extesorero Luis Bárcenas, no se espera, según Bellido, que diga nada nuevo, porque las soluciones que ha demostrado hasta ahora, "son soluciones a martillazos, pero la verdad es que tiene que responder de por qué desde el gobierno de la nación, cuando gobernaba el PP, no se perseguía la verdad sino a quien quería contarla, y por qué se intentaba amedrentar a los abogados de Bárcenas y ocultar a los españoles la corrupción generalizada", han señalado desde el PSOE en nota de prensa.

Palabras de Bellido al inicio del encuentro socialista celebrado en Riofrío del Llano (Guadalajara), para escuchar demandas y sugerencias de los militantes, alcaldes y concejales de la comarca en el proyecto provincial, regional, y nacional del PSOE que persigue trabajar por la igualdad.

INSTA AL PP A REGRESAR "A LA NORMALIDAD"

Por otra parte, Bellido ha subrayado que, en la celebración, este 25 de noviembre, del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, ha vuelto a "decepcionar" la actitud de la ultraderecha y, también, de quien le hace "seguidismo", en referencia al PP y las instituciones que ambas derechas gobiernan.

El secretario General de los socialistas de Guadalajara, ha asegurado que PP y Vox "han dado la espalda a las mujeres que sufren violencia, poniéndose del lado de los verdugos", lo que ha aseverado, es "muy doloroso".

Por eso, Bellido ha vuelto a apelar al PP a que “regrese a la normalidad, a la postura común que hemos mantenido hasta ahora de luchar contra el maltrato, contra la violencia y contra los asesinatos machistas que son el último terrorismo que queda en España”.