Uno de los cultivos desmantelados por la Policía. Foto: Ayto. Tomelloso

CIUDAD REAL.- La Policía Nacional y la Policía Local de Tomelloso han desmantelado una plantación de marihuana en varias viviendas de este municipio y de la localidad ciudadrealeña de Argamasilla de Alba, en el marco de un operativo conjunto en la que también se han detenido a dos personas.

La 'Operación Jerónimo', denominada así por la calle de Tomelloso en la que se ha registrado una de las viviendas, ha sido llevaba a cabo por agentes de la Policía Local y del Grupo IV de Estupefacientes de la Brigada de Policía Judicial del Cuerpo Nacional de Policía de Ciudad Real, cuando se tuvo conocimiento hace unas semanas de que los implicados podrían estar cultivando plantas de cannabis para su posterior distribución y venta.

Publicidad

Con este fin, los policías comenzaron las tareas de vigilancia e investigación. Los hechos se precipitaron el 14 de junio, cuando los sospechosos intentaron huir de los agentes en una persecución a gran velocidad, que se inició en el casco urbano de Tomelloso y finalizó en la autovía A-43, donde finalmente fueron interceptados.

Durante su huida, fueron arrojando cogollos de marihuana por la ventanilla de su vehículo, en cuyo interior se encontraron 2 kilos de esta sustancia estupefaciente, por lo que se procedió a la detención de los dos ocupantes, de nacionalidades española y rumana.

Agentes de la Policía Local de la ciudad manchega y del Cuerpo Nacional de Policía con algunas de las pruebas incautadas. Foto: Ayto. Tomelloso

A ambos, residentes en Argamasilla de Alba, se les investiga como presuntos autores de un delito contra la salud pública, otro contra la seguridad vial y uno más de desobediencia grave a agentes de la autoridad.

Posteriormente se procedió al registro de dos viviendas ubicadas respectivamente en Tomelloso y en Argamasilla de Alba, en las que se hallaron dos cultivos interiores de marihuana, uno de ellos subterráneo, en los que había más de mil plantas de marihuana, que se encontraban en avanzado estado de desarrollo. También se intervino una escopeta de cañones recortados.

Los cultivos contaban con una avanzada infraestructura de refrigeración, iluminación, ventilación e irrigación, que en el caso de la vivienda de Tomelloso se nutría de energía mediante un enganche ilegal y en el de la casa de Argamasilla de Alba a través de un potente grupo electrógeno.

El atestado policial fue entregado en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción en funciones de Guardia de Tomelloso, poniendo a los dos detenidos a disposición de la Autoridad Judicial, cuyo titular decretó su ingreso en prisión.