El sector de la construcción fue el único en el que bajó el paro en la región en enero. - MINISTERIO TRABAJO

TOLEDO.- El paro subió en Castilla-La Mancha en el mes de enero en 3.323 personas (2,47 por ciento) con respecto al mes anterior, y la afiliación a la Seguridad Social descendió en 10.153 cotizantes (-1,31), tras el fin de la campaña navideña.

Según los datos de paro registrado y afiliación de enero en Castilla-La Mancha publicados este viernes por los Ministerios de Trabajo y de Seguridad Social, el descenso del empleo en el primer mes del año dejó el total de afiliados en 762.540. A su vez, el número de parados castellanomanchegos se situó en 138.129.

En términos interanuales, sin embargo, se contabilizaron en la región 9.762 desempleados menos (-6,60 por ciento) y 17.748 afiliados más (2,38 por ciento).

Sin embargo, se trata de la cifra más baja de paro de los últimos 16 años, tal y como ha subrayado la consejera de Economía, Empresas y Empleo, Patricia Franco, quien ha valorado este dato en un inicio de año de estacionalidad negativa.

Asimismo la consejera ha mostrado el compromiso del Gobierno regional para trabar por que esta tendencia se mantenga todo el año.

En el conjunto de España, el empleo también se resintió en enero, un mes habitualmente malo para el mercado laboral, con 231.250 afiliados menos de media y un aumento del paro de 60.404 personas, unos datos que dejan el total de afiliados en 20,6 millones y el de desempleados en 2.767.860.

Por provincias castellanomanchegas, en enero y en comparación con el mes anterior, el paro subió en las cinco de la siguiente forma: 573 parados más en Albacete, 493 más en Ciudad Real, 416 en Cuenca, 652 en Guadalajara y 1.189 desempleados más en la provincia de Toledo.

En relación con el mes de enero de 2023, el número de desempleados descendió en las cinco provincias castellanomanchegas: 2.210 parados menos en Albacete, 2.383 en Ciudad Real, 689 en Cuenca, 984 en Guadalajara y 3.496 menos en Toledo.

De los 138.129 desempleados contabilizados en enero en Castilla-La Mancha, 47.936 eran hombres y 90.193, mujeres; y tenían menos de 25 años 10.181 parados, de ellos, 5.045 hombres y 5.136 mujeres.

El sector de los servicios absorbió la mayor parte del repunte del paro de enero, con 3.124 parados más, del total de 3.323 registrados en Castilla-La Mancha.

Además, el paro subió en 165 personas en el sector de la agricultura, 31 en la industria y 74 del colectivo sin empleo anterior. El único sector en el que bajó el paro fue el de la construcción, con 71 desempleados menos en la región.

En enero se suscribieron en Castilla-La Mancha 47.463 contratos, 2.836 más que el mes anterior (6,35 por ciento) y 3.936 (9,04 por ciento) más que en enero de 2023.

De los 47.463 contratos nuevos, 19.796 fueron indefinidos, lo que representa el 41,71 por ciento del total; mientras que 27.667 eran temporales, esto es, el 58,29 por ciento.

Por otro lado, en cuanto a la cifra de beneficiarios de prestaciones, el último dato disponible es el de diciembre, que indica que en Castilla-La Mancha eran 86.917 personas; y de ellas, 35.380 cobraban la prestación contributiva, 45.987 el subsidio y 5.550 la renta activa de inserción.

REFORMA LABORAL Y POLÍTICAS ACTIVAS, LA MEJOR RECETA

Desde el sindicato Comisiones Obreras destacan que pese al incremento estacional del desempleo, con una de las subidas más bajas desde 2008, se confirma la estabilidad del mercado laboral y la buena tendencia de creación de empleo.

Así lo ha señalado el secretario de Empleo y Políticas Públicas de CCOO CLM, Juan Carlos del Puerto, tras analizar la estadística de paro registrado que nos deja un total de 138.129 personas en situación de desempleo en la región, de las cuales el 65,2 por ciento son mujeres.

Continúa un mes más la senda de mejora de la calidad del empleo, con un aumento del número de contratos registrados y con más del 41 por ciento de contratación indefinida en el comienzo del año.

Asimismo destacan la mejora de la tasa de cobertura, siendo 1.838 personas menos que el mes anterior las que teniendo experiencia laboral previa no cuentan con ningún tipo de prestación o subsidio (47.889 en total). "Tenemos que romper el mantra de que la cobertura social no genera empleo, la mejora de cobertura social no afecta al mercado de trabajo en cuanto a creación de empleo", afirma Del Puerto.

En este sentido, Comisiones Obreras de Castilla-La Mancha insiste en hacer hincapié en que "la reforma laboral y las políticas activas de empleo que se generan en el marco del diálogo social son la mejor receta para abordar la situación de paro, ya sea estacional o estructural".

Por su parte desde UGT CLM, su secretaria de Política Sindical y Empleo, Isabel Carrascosa, ha destacada que, tras dos años de aplicación de la reforma laboral, la temporalidad en la afiliación continúa registrando "mínimos históricos", mientras que el contrato indefinido es ya la principal modalidad de contratación de las empresas.

"Es indispensable seguir mejorando la calidad del empleo desde todos los ámbitos, de manera que, si prácticamente ya se ha conseguido que el contrato indefinido adquiera la relevancia formal deseada en la contratación, ahora hay que mejorar las condiciones en las que se desenvuelven esos contratos indefinidos, elevando su estabilidad real", ha subrayado.