La consejera de Igualdad ha subrayado que Castilla-La Mancha ha sido siempre pionera en la protección a las víctimas de violencia de género.

GUADALAJARA.- Alrededor de 17.000 víctimas de violencia de género han sido atendidas en los recursos de acogida de Castilla-La Mancha en los últimos veintidós años. En total 8.069 mujeres y 8.844 menores han pasado por los quince recursos de este tipo existentes en la comunidad autónoma.

Datos que ha subrayado este 25N, Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, la consejera de Igualdad, Sara Simón, quien ha participado en el acto institucional celebrado en Guadalajara, donde ha subrayado la trayectoria de Castilla-La Mancha en la ejecución de políticas de igualdad.

Políticas, ha explicado la consejera, "con las que se han desarrollado herramientas fundamentales para proteger a las mujeres que sufren la violencia machista", como son estos quince recursos de acogida, "refugios para las víctimas a los que tienen que acudir cuando están en riesgo, saliendo de sus casas, a veces sin nada, con sus hijos e hijas".

Además, según los datos aportados por la consejera, "los 87 centros de la mujer atienden cada año, de media, a más de 25.000 mujeres al año, donde, entre otras cuestiones, se ayuda a mujeres que sufren la violencia de género, que en 2023 dejan ya cerca de 24.000 consultas en esta materia".

LEYES PIONERAS

Asimismo, la responsable regional de Igualdad se ha referido a "leyes referentes" como la aprobada en 2001 para la prevención de los malos tratos y la atención de las víctimas, o la Ley por una Sociedad Libre de Violencia de Género, aprobada en 2018, "con la que volvimos a dar un paso importantísimo, y en la que se reconoce otro tipo de violencia, además de la violencia física y los asesinatos". Violencia, ha añadido, "a veces invisible, como las mujeres víctimas de la trata y la prostitución a las que se viola de manera sistemática a cambio de dinero".

Por ello, la consejera no ha dudado en señalar que "vivimos en una región que ha sido siempre pionera en la protección de las mujeres víctimas de la violencia de género y en el desarrollo de políticas que tienen por objetivo reducir las desigualdades existentes entre mujeres y hombres".